Es innegable observar cómo los niños y los jóvenes están recibiendo los estímulos de su entorno.

Ahora, ante la era digital, están constantemente bombardeados de lo que ha llegado para quedarse… para bien o para mal y es la tecnología.

Fuentes: YouTube, Animal Político Colegio Florencia Nightingale || Si este tema te interesa entra a Colegio Florencia Nightingale ||

Como colegio, una de las cosas que no podemos dejar de lado ni omitir es que la tecnología es una navaja de dos filos: ayuda o interfiere.

Y como educadores, nuestro papel es encontrar la forma de que sea una herramienta más dentro del proceso de educación y no un obstáculo que impida al mismo profesor detenerse en su profesión.

Es por ello que tanto las nuevas metodologías del proceso de aprendizajes como aquellos que la implementan con los administrativos, los educadores y hasta los mismo padres deben conocer el compromiso más profundo para un aprendizaje más amplio.

Vemos por ejemplo que a los estudiantes les gusta el compromiso de la tecnología; la interacción de los juegos, los mensajes de texto y las interfaces de uso natural (NUI) que usan movimientos corporales (piensa en el Wii, Xbox Kinect) son interesantes y divertidos.

Hay una sensación de conexión instantánea entre las personas y la información, sin importar la distancia.

Los diseños modernos de las aulas ayudan a hacer que la conectividad sea más fácil al contar con energía accesible en las aulas, los muebles móviles y los recursos comunes de una biblioteca multimedia.

El pleno acceso a la tecnología, incluidas las computadoras e Internet, permite a los estudiantes convertirse en aprendices autodirigidos.

En lugar de depender de los profesores o los libros de texto para la orientación, los estudiantes pueden desarrollar las habilidades de investigación y análisis que necesitarán más adelante en la vida.

En pocas palabras, pueden elegir un tema y transcurrir con él, sin estar atados a los libros de texto o un espacio físico y sus distracciones.

Para los profesores a los que se les pide que hagan más con menos, la tecnología puede ser un regalo del cielo.

Los sitios web de los profesores pueden publicar asignaciones, enlaces de recursos, cuestionarios, videoconferencias, portales para padres y más.

Existen aplicaciones para mantener los estándares básicos comunes al alcance de los docentes, clasificación, selección de libros por nivel de lectura y escaneo de documentos.

Las pizarras electrónicas están comenzando hacer una herramienta de reemplazo o adopción ante las pizarras tradicionales, los textos físicos están migrando a la digitalización.

A medida que crece el interés en los entornos de aprendizaje personales (PLE por sus siglas en Inglés), también lo hace el apoyo a la tecnología del aula.

Los PLE son un tipo de aprendizaje donde los estudiantes eligen sus recursos, a menudo a través de formatos electrónicos, que se adaptan a su ritmo y estilo.

Usando la computación en la nube y dispositivos móviles, los estudiantes crean sus propios futuros de aprendizaje personalizados.

Con orientación, establecen sus objetivos de aprendizaje, gestionan su contenido y proceso de aprendizaje y eligen métodos de comunicación con los demás.

Los administradores y los docentes deberían explorar opciones, aprender de sus compañeros que han probado varias herramientas digitales e invertir en la capacitación formal de docentes.

En primer lugar, la tecnología del aula debería utilizarse para profundizar la participación de los estudiantes y mejorar la dinámica de aprendizaje, no solo para mantener a los niños ocupados… este es el gran reto.

Y como tal, siendo uno de los colegios en Lindavista más antiguos, hemos visto y vivido este proceso en cuanto a la forma de aprender de hace 4 décadas a lo que ahora se muestra en el día a día.

El compromiso es bilaterial y estamos en el camino para que nuestros alumnos puedan incrustarse a la sociedad y a sus retos con las mejores herramientas